Proyecto cultivo a riego “Agua Pura y Amor en Acció” (Sadoba)

Amor en Acció, en colaboración con la ONG “Agua Pura,” ha trabajado en la perforación de un pozo para abastecer de agua a la aldea de Sandeba. El agua como fuente de vida y de salud debe llegar al cultivo para abastecer suficientemente a estos habitantes a los que también, paulatinamente, se les va formando para aprovechar todos los recursos de la naturaleza y de la madre tierra.

A continuación detallamos este Proyecto:

El proyecto en común de estas dos ONG’ s de agricultura ecológica y ecodesarrollo, se plantea desde una perspectiva global, integradora, capacitadora, y multidisciplinar, en el marco de iniciativas de implementación de culticos agroecológicos, buscando en todo momento ofrecer al orfanato y a los pobres de la aldea de SADOBA , las herramientas (técnicas y didácticas) que les capaciten en la elaboración y manejo de recursos, herramientas y tecnologías apropiadas (y autogestionables) que les permita obtener los mejores resultados, mediante prácticas culturales y tecnologías de bajo consumo energético, al tiempo que su uso implique el mínimo impacto ambiental, permitiéndoles obtener el máximo rendimiento a los recursos agropecuarios de la finca e incluso de otras fincas adyacentes que podrían estar disponibles para su cultivo.
El proyecto prevé capacitar (ofreciendo recursos técnicos y formación teórico-práctica que posibilite una adecuada capacitación laboral y profesional) a los habitants de Sadoba .

El proyecto integral de desarrollo agroecológico y de capacitación laboral y profesional, se desarrollaría la finca de 10 hectáreas que ha cedido el Pastor Idrissa en la poblacions de Sadoba ,aprovecharía las infraestructuras de terrenos, viviendas, talleres, instalaciones agropecuarias y logísticas, ya existentes; pero que en estos están momentos muy limitadas en medios técnicos y de formación o capacitación.

El proyecto se basa en una propuesta global de creación (y apoyo logístico y pedagógico) de una infraestructura que propicie la gestión y el máximo aprovechamiento de los recursos disponibles en el entorno. El proyecto de colaboración buscara facilitar los medios técnicos y formativos para que los alumnos aprendan a aprovechar al máximo los recursos locales y a cultivar alimentos básicos (o comercializables) de forma productiva (con técnicas agroecológicas bajas en huella de carbono) fomentando la adquisición de conocimientos básicos, experiencia y manejo de tecnología apropiada y de baja huella de carbono (no dependiente de los combustibles fósiles y no contaminante). Un elemento importante del proyecto, tiene como eje la instalación de unos módulos de energía solar fotovoltaica para el bombeo del agua de riego (y a ser posible que también pueda servir para la iluminación de algunos espacios y el funcionamiento de las máquinas de los talleres y las instalaciones agropecuarias).

La perforación del pozo ya está realizada, con una profundidad de 54 metros, se abastece de tres bolsas de agua y ha sido entubado hasta los 52 m, pudiéndose extraer unos 9 m3 de agua a la hora; faltando al implementación de una instalación de bombeo solar y riego por goteo localizado. Para ello se precisan unos módulos de placas solares fotovoltaicas de bombeo directo con bombas sumergibles de 12 o 24 V.

Capacitación Agroecológica

El proyecto dispone de un responsable del Mantenimiento fotovoltaico y agrícola (Alselme ) con formación en instalaciones solares y tareas agrícolas, labor que se implementaría con material didáctico, recursos y talleres formativos, que podrían ser desarrollados por cooperantes con dilatada experiencia en diversas técnicas de cultivo ecológico, priorizando al realización de experiencias de adaptación o adecuación -de los diferentes cultivos hortofrutícolas- a las condiciones edafológicas, climáticas y culturales de la región en la que está ubicado el centro.
En los terrenos disponibles por el centro pueden llevarse a cabo una amplia variedad de cultivos hortícolas, combinados con cultivos de árboles frutales, cultivos de plantas forrajeras (y leguminosas) y de granos locales como el mijo o el sorgo.

Investigación e implementación de las técnicas y métodos más apropiados de cultivo basados en la de agricultura ecológica, permacultura, bosques comestibles,…
https://www.youtube.com/watch?v=P831hBMJB_w

Material agrícola necesario

  • Herramientas para HUERTO de acción manual (azadas, horca doble mango, azadas de ruedas, palas, rastrillos,…)
  • Motocultor eléctrico con baterías recargables a 24 V (nuevo o autofabricado en el taller del centro con material reciclado).
  • Trituradora de ramas (para el aprovechamiento o compostaje de los restos de cosechas y restos de podas).
  • Desbrozadora.
  • Segadora de césped con recogedor (para triturado de hierba y hojas y su empleo como acolchado de los cultivos).
  • Módulos de placas solares fotovoltaicas de bombeo directo y bombas sumergibles de 24
  • Mangueras de goteo interlinea, grifería y material de conexión y distribución del agua de riego.

Tecnologías apropiadas para la gestión de los recursos y la posible creación de microempresas de procesado de los excedentes de producción agrícola:
(Opciones tecnológicas de bajo coste y bajo consumo energético que les faciliten la producción y procesado de los productos cultivados).

  • Secadores solares.
  • Cocinas solares.
  • Ollas de obtención de zumos pasteurizados por arrastre de vapor.
  • Herramientas eléctricas conectables directamente a las placas solares fotovoltaicas (mediante inversor a 220 V o con baterías recargables de 12 a 24 V): taladros, martillo percutor, sierra circular,…
  • Máquina combinada carpintería (Tipo “Virutex” profesional)
  • Puesta en marcha de un taller mecánico de construcción de horcas de doble mango, Cocinas solares y motocultores eléctricos con material reciclado.

Taller mecánico con posibilidad de fabricación de herramientas y cocinas u hornos solares.
Entre los diferentes propuestas a desarrollar en el centro vinculadas con la agricultura, se prevé facilitar herramientas y maquinaria así como capacitación técnica para que en el mismo centro puedan fabricarse algunas de las herramientas de trabajo necesarias para las tareas agrícolas; previendo la posibilidad de que gracias a esa capacitación y los medios ofrecidos puedan desarrollar fuentes alternativas de ingresos para el centro, con la fabricación a nivel local de herramientas agrícolas tan interesantes como las horcas doble mango (que permiten realizar un laboreo de la tierra similar al conseguido mediante motocultores pero de forma manual y con poco esfuerzo), las azadas de ruedas o los motocultores eléctricos (motocultores que no precisan de la dependencia y el gran coste que para ellos supone la adquisición de combustible y el mantenimiento de los motores de gasolina o gasoil).

Motocultores eléctricos:

La dificultad de mecanizar las labores de la tierra y a la gestión de los cultivos intentaran suplirse mediante la adquisición de algún motocultor eléctrico con baterías recargables en el módulo de paneles solares (o la transformación a eléctricos de viejos motocultores -con materiales reciclados y realizada en el taller mecánico de la escuela-). Esto sería posible reciclando chasis de viejos motocultores (que se pueden conseguir en España) y adaptándolos con motores eléctricos y baterías (a base de piezas y material reciclado)
Si se diera la posibilidad de ofrecerles los materiales necesarios y de capacitar a los alumnos, pueden llegar a desarrollar una pequeña industria local de transformación y venta de motocultores eléctricos y otras herramientas agrícolas (que a buen seguro tendrían una gran aceptación en la región, dado su bajo consumo y mantenimiento y las dificultades económicas para la adquisición de combustibles derivados del petróleo)

Hornos y cocinas solares

Ante la escasez y carestía de los combustibles (leña o gas) se plantea que puedan ser suplidos en gran medida por la construcción de hornos y cocinas solares (aportándoles kits de montaje con las piezas que ellos ensamblarían), así como la capacitación para el manejo eficiente de hornos y cocinas solares. Pudiendo plantearse la posibilidad de ofrecerles herramientas y capacitación para que puedan implementar unos talleres de fabricación de hornos y cocinas solares (como otra de las fuentes alternativas de ingresos para el centro) 

Molino de aceites vegetales de extracción en frío

En la búsqueda de opciones que permitan incrementar el valor de las materias primas obtenidas en la finca, se plantea la adquisición (y capacitación para su manejo) de molinos de aceites vegetales de semillas de extracción en frío.
Entre los cultivos locales destacan los cacahuetes, el sésamo y otras semillas oleaginosas que pueden ser fácilmente transformados en aceite, mediante su presión en frío (pudiéndose emplear las almortas y el material seco resultante tras la extracción del aceite, para forraje y alimentación de los animales criados en el centro -cerdos y gallinas-). Para ello se precisaría la adquisición de prensas de aceite en frío (manuales o eléctricas -de bajo coste y fácil mantenimiento-). Posibilitando la producción autosuficiente del aceite consumido en el centro y previendo la posibilidad de una posible comercialización a nivel local.

Molino cereales muelas de piedra

Mediante unos sencillos y prácticos molinos de cereales con muelas de piedra pueden molerse semillas y granos de cultivo local para el consumo del centro y resultar muy útiles en el triturado de maíz y granos para el pienso de los animales.

Secadores solares de frutas y hortalizas

El proyecto de ecodesarrollo también plantea la construcción por parte de los alumnos (y la capacitación para su manejo) de secaderos solares que les permitan deshidratar y conservar de forma práctica y económica, los excedentes de la producción hortícola (tomates, cebollas, calabacines,…) y de las numerosas frutas de temporada (albaricoques, mangos, papaya,…), ara su posterior consumo en el centro o su posible comercialización.

Zumos pasteurizados de frutas y verduras mediante ollas de extracción por arrastre de vapor.

Otro de las posibles microempresas que se pueden desarrollar en el proyecto se implementaría mediante la adquisición y puesta en marcha de un sencillo y eficiente sistema autogestionado de extracción y pasteurización de zumos elaborados con los excedentes de las cosechas de las frutas y de las hortalizas jugosas (como zanahorias, remolachas rojas)
La pasteurización o estilización de los recipientes de conserva podría realizarse con el apoyo de los hornos y las cocinas solares. 

Trituradora de ramas de poda y restos vegetales

Se plantea la adquisición y enseñanza del manejo efectivo y seguro, de trituradora de ramas y restos vegetales que les permitan reciclar los restos de podas de los árboles y los restos de cosechas (sobre todo las cañas de maíz o el Kenf,…), obteniendo un material muy interesante como forraje para los animales (extendiéndolo como lecho en los corrales y facilitando el posterior compostaje de los estiércoles para su uso agrícola) 

Construcción de diversos modelos de composteros

Desarrollando unos protocolos de experimentación y realizando comparativas de manejo y de resultados; a fin de determinar los sistemas más apropiados para el compostaje y la gestión de los recursos orgánicos generados en la finca.

Reciclaje de aguas grises y negras y su depuración biológica

Implementación de unos módulos de fácil construcción y bajo mantenimientos para la depuración biológica del agua residual de las viviendas y servicios del centro, y su reciclaje para el riego de setos, árboles frutales y plantas ornamentales.

Construcción de WC secos

Diseño y construcción con materiales y recursos locales de sencillos pero eficaces e higiénicos “WC secos”.
http://www.labioguia.com/notas/que-es-un-bano-seco-y-como-funciona

Autogestión de los recursos disponibles.

El proyecto se plantea desde una perspectiva global, integradora, capacitadora, y multidisciplinar, en el marco de iniciativas de ecodesarrollo y la implementación de culticos agroecológicos, buscando en todo momento ofrecer al centro y a los alumnos, las herramientas (técnicas y didácticas) que les capaciten en la elaboración y manejo de recursos, herramientas y tecnologías apropiadas (y autogestionables) que les permita obtener los mejores resultados, mediante prácticas culturales y tecnologías de bajo consumo energético, al tiempo que su uso implique el mínimo impacto ambiental, permitiéndoles obtener el máximo rendimiento a los recursos agropecuarios de la finca e incluso de otras fincas adyacentes que podrían estar disponibles para su cultivo.